domingo, abril 30, 2006

El caos y la noche

En Paris, y sin duda en otras partes, es una regla general que veinte años de conversación, de familiaridad, de atenciones, de intimidad o de una especie de intimidad con la esposa, la amiga, el amigo, la secretaria, el servidor, no lleguen a crear nada y no sean nada: en un instante se separan para siempre, como si nunca se hubieran conocido. Cuanto más se considera, más se ve que hay en esto algo extraño, algo que da que pensar.
Cada vez que hay separación sin que el dolor persista durante toda la separación, es que hay indiferencia, aunque se la adorne con cualquier color agradable. Esto no quiere decir que todo lazo paternal, filial, conyugal, amistoso, sea indiferencia; sino que es indiferencia, ya que no en la mayoría de los casos, al menos en una minoría casi igual a la mayoría.

Fragmento de la novela El caos y la noche, de Henry de Montherlant, nacido en París el 30 de abril de 1895.

Comentarios

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...